Los adolescentes utilizan las redes sociales para hablar sobre drogas y alcohol

No es importante tan sólo saber con quién entablan relación los menores en las redes sociales, sino también qué dicen. según el estudio elaborado por Nielsen BuzzMetrics y patrocinado por el Centro de Tratamiento Caron, un número preocupante de adolescentes utiliza las redes sociales de internet, como el popular MySpace, para hablar de drogas y alcohol.

De los 10,3 millones de mensajes colocados por adolescentes y analizados en esta investigación, más de 160.000 eran sobre drogas o alcohol. En uno de cada diez mensajes sobre drogas, el autor busca información sobre cómo utilizar el producto sin que le descubran, indica el estudio.

La investigación indica que en estas misivas, los adolescentes intercambian información sobre su experiencia con drogas, dan consejos sobre productos específicos y cómo conseguirlos.Todo ello utilizando su argot, lo que hace que muchos padres lo tengan difícil para saber de lo que hablan sus hijos.

El estudio también encontró que, en los mensajes sobre alcohol, los adolescentes hablan sobre relaciones sexuales mientras están bebidos.”Se ha prestado mucha atención a los predadores sociales online, pero es importante que los padres sepan que las conversaciones de los adolescentes con sus amigos pueden ser igualmente peligrosas“, dijo David Rotenberg, directivo de Caron, en un comunicado.

El centro, con sede en Pensilvania, decidió emprender este estudio tras escuchar las recomendaciones de sus educadores, que señalaron que los amigos online pueden ser tan destructivos como los del mundo real.

“Antes, era suficiente con que los padres supieran quiénes eran los amigos de sus hijos”, señaló Doug Tieman, presidente de Caron.”La revolución online requiere que los padres sean mucho más sofisticados y sepan no sólo con quién pasan sus hijos el tiempo online, sino también de lo que hablan”, dijo Tieman.

Fuente: tucumanoticias.com.ar

Share on FacebookTweet about this on Twitter

Un sistema europeo que cataloga los videojuegos on line

Los padres europeos cuentan con un label que etiqueta los videojuegos. La Comisión Europea a través del Pan European Games Information, PEGI, orienta a los usuarios a fin de que puedan evaluar mejor el contenido de los videojuegos.

PEGI es un sistema de autorregulación del sistema organizado por la industria del software, diseñado para garantizar que los menores no estén expuestos a juegos que no son adecuados para su grupo de edad particular. Proporciona puntuaciones de edad y descriptores de contenido, permitiendo a los padres conocer mejor lo que sus hijos están jugando. PEGI es apoyado por los principales fabricantes de consolas (Nintendo, por ejemplo, PlayStation, Xbox).

Fuente (en inglés):ec.europa.cu

Share on FacebookTweet about this on Twitter

Los padres han de dar confianza a los menores navegando con ellos

Los padres reclaman cada vez más materiales útiles para comprender y evitar los riesgos de la red. Es lo que pretende la guía Ventanas, editada por el Ararteko y PantallasAmigas. Preguntado en Radio Euskadi, Jorge Flores, coordinador de la iniciativa PantallasAmigas desgranó las tres elementales medidas que incluyen la guía: situar el ordenador en un lugar común, restringir el uso de la webcam – “pues ofrece demasiada información sobre el menor y nunca se sabe quién está al otro lado” -, y acompañar la navegación con alguno de los diferentes programas de control parental.

Pero el factor que puede resultar más efectivo es “darles confianza a los menores, para que cuando surga algún problema acudan cuanto antes a nosotros, porque lo que nos dicen las encuestas es que ante cualquier tipo de problema, los menores lo último que hacen es acuder a sus padres y esto significa que el riesgo o chantaje aumenta el daño”.

Como método cotidiano de confianza es útil que los padres naveguen con los menores. Así se rompería la barrera que separa a adultos y menores respecto a Internet, según Jorge Flores: “a veces los adultos criminalizamos internet, los peligros y el escesivo tiempo y los menores nos ven al otro lado y se establece una barrera difícl de salvar para hablar de estos temas”.

Redes sociales y acoso
En las redes sociales y cada vez más en los juegos on line donde los menores participan con otras personas, “hay personas que engañan sobre su identidad o que incluso adoptan al identidad de un amigo rob´nandole su contraseña de messenger, y se hacen pasar por él,extraen determinada información confidencial aprtir de la cual establecen una estrategia de chantaje. Ahí es donde aparecen los verdaderos problemas”, reclaca Jorge Flores.

El código de conducta primaria para preservar la identidad en las redes sociales parece claro: “ser precabido a la hora de guardar las claves, cambiarlas periódicamente. No compartirlas”.

Además de los virus o el spam, hay timos y estafas que los menores pueden considerar “baratos”, pero de considerable peligrosidad. “son pequeños timos de 20, 30 o 40 euros que los menores pueden estar dispuestos a comprar pero que son muy difíciles de recuperar. Tienen que aprender ellos mismos a desarrollar un espíritu crítico y una prudencia”.

Es necesario que los menores sean conscientes que Internet. Han de saber que “si realizan una amenaza es igual de grave que si lo hacen fuera de internet y que auqnue sean menores van a recibir las consecuencias de la ley.

Escuchar la entrevista (a partir del minuto 5:47)

Share on FacebookTweet about this on Twitter